Buscar
Close this search box.

¿Cómo afecta la guerra en Ucrania a las empresas españolas?

CESCE

-

Repasamos las cifras de presencia española en Rusia y Ucrania y cómo pueden verse alteradas por el conflicto

Después de semanas de incertidumbre, los peores presagios se han cumplido: Vladimir Putin ha iniciado este 24 de febrero la ofensiva militar sobre Ucrania, país con una posición estratégica y fronterizo con cuatro Estados miembros de la Unión Europea (Polonia, Eslovaquia, Hungría, y Rumanía).

La economía mundial, europea y, en nuestro caso, la española, vuelve a contener el aire ante las posibles consecuencias de una guerra que llega cuando aún estamos saliendo de una pandemia prolongada durante dos años.

 

15.000 empresas españolas tienen relaciones comerciales con Rusia y Ucrania

Existen cerca de 15.000 empresas españolas con relaciones comerciales de exportación o importación con Rusia y Ucrania. Todas ellas sumaron un valor de más de 11.300 millones de euros en 2021.

Por países, según el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, unas 5.400 empresas españolas mantienen relaciones comerciales con Ucrania. El valor de sus operaciones ascendió el año pasado a más de 3.000 millones de euros, la mayoría -2.410 millones- en importaciones, mientras unas 3.700 empresas españolas exportaron bienes por valor de 680 millones de euros.

El volumen comercial con Rusia es más alto: más de 9.500 empresas con un valor de 8.200 millones de euros. De todas ellas, unas 5.000 empresas españolas exportaron bienes y servicios por valor de 2.200 millones de euros, mientras otras 4.600 compañías importaron por valor de 6.000 millones.

Unos datos que suponen menos de un 1% del total de exportaciones e importaciones de España en el caso de los intercambios comerciales con Ucrania, y un 1,8% en el caso de Rusia.

 

Rusia supone el 4% de las exportaciones de la UE

Más significativas son las cifras de las relaciones comerciales entre la Unión Europea con Rusia y Ucrania. El comercio exterior de la UE con ambos países superó los 300.000 millones de euros en 2021.

Por una parte, los Veintisiete exportaron bienes a Rusia por valor de 89.300 millones de euros, lo que supone el 4% del total de las exportaciones de la UE durante 2021 y convierte al país en el quinto mayor socio comercial de la Unión. En cuanto a las importaciones, se situaron en los 158.500 millones, colocando a Rusia en el tercer puesto en cuanto a importaciones hacia la UE, que suponen un 7,5% del total de los Veintisiete. Sumadas, estas cifras alcanzan un valor de comercio de bienes de 247.800 millones.

Menor peso tiene, por otra parte, Ucrania. La UE mantuvo relaciones comerciales por valor de 52.351 millones de euros, 28.200 de los cuales fueron exportaciones y 24.000 millones, importaciones.

 

Consecuencias energéticas en España

Uno de los ámbitos económicos en los que se temen peores perspectivas es en materia energética, ámbito del que España sigue siendo dependiente: en 2021 tuvo un peso destacado en el saldo negativo comercial con el exterior, al representar el 96,7% del total del déficit (es decir, unos 25.300 millones de euros).

Aunque la exposición de España a la importación de energía de Rusia no es tan elevada como en otros países europeos –sobre todo en Centroeuropa-, sí que tendrá incidencia, ya que el importe de las compras de energía aumentó un 157% en 2021. En concreto, el gas sufrió un repunte del 408%, por delante del carbón y la electricidad (226%), y el petróleo y derivados (98,7%). Las importaciones desde Rusia se dispararon un 134%.

Como destacan los expertos, por tanto, la guerra desatada por Rusia en Ucrania tendrá un impacto directo reducido en la economía española –dado el poco peso de los intercambios comerciales-, si bien en sectores como la industria de piensos o la del automóvil sí sufrirán más las consecuencias. El incremento de los costes de las materias primas, especialmente el gas y el petróleo, será el que pueda provocar un aumento de la inflación.

El golpe, en definitiva, dependerá de la duración e intensidad del conflicto bélico: cuanto más se prolongue la guerra, más se prolongarán las subidas de precios –sobre todo en la energía- y más se trasladará dicha subida al resto de productos de la economía.

 


Compartir este artículo

Categorías

Encuentra todos los artículos de la revista ASSET Actualidad clasificados por secciones.